Traductores

English cv French cartas de amistad German temas para windows Spain cartas de presentación Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

ERA CAMINANTE CONVENCIDO Y NOCTÁMBULO CALLEJERO ...

Buscaba independencia por inquietud personal y libertad por derecho propio. Quiso conquistar la amistad de su dignidad, pero para ello tuvo que pagar una absurda y cínica deuda jamás contraida, que fiscalizó su vida y la de los suyos. Finalmente cayó en la trampa de la tarántula institucional, de la que sólo le separa una fría y seca tapadera semiabierta...

Acoso. Grabación en octubre de 2009

¡NO A LA INCOMUNICACIÓN,POLUCIÓN Y OSCURANTISMO!

¡DIVULGA LOS SIGUIENTES BLOGS, POR FAVOR!

VAGABUNDO TRAS LA LIBERTAD

EL CUADERNO DE GUILLERMO: NO, GRACIAS. (ACOSO INSTITUCIONAL EXTREMEÑO)

ACOSO ESCOLAR E INSTITUCIONAL

ACOSO ESCOLAR E INSTITUCIONAL
Pincha y accede al vídeo

Entrevista por Luís Herrero del Olmo, el pasado 10 de marzo, en "esRadio"

martes, 16 de diciembre de 2014

It Gets Better project, ¿luchará contra el acoso escolar en España?

 

Manuel Rodríguez G.

Son muchas las organizaciones institucionales y no gubernamentales que han surgido paralelamente a ese terrorismo socioeducativo denominado bullying o acoso escolar, que sigue creciendo más y más, cual cáncer imparable. Organizaciones demasiadas veces dependientes de una política viciada de enfermizos corporativismos y de falsas publicidades estatales; tanto que no dudan en medrar y mirar a otro lado, ningunear o sencillamente abandonar el deber ético de auxiliar a determinadas víctimas. Víctimas originariamente de vulgares aprendices de matones e incluso de algunos principiantes psicópatas aventajados; pero lo peor, víctimas también de la caprichosa “vara de medir” institucional, que dependiendo del caso denunciado actúa a veces apocada y otras, los casos más graves, simplemente como vulgar convidado cómplice pasivo y complaciente por omisión. Casos donde lejos de cotejar y llevarse a cabo  la práctica de un riguroso protocolo antiacoso, la balanza se alinea unilateralmente con los colegios implicados y desdice, desmiente o sencillamente niega ese acto de violencia extrema, generalmente psicológica. Parece ser que resulta más cómodo y práctico callar, mirar a otro lado, disimular e incluso desatender los apoyos que cualquier hostigado necesita que luchar eficaz y honestamente por los derechos de tanta víctima aislada y chantajeada. No debe ser práctico contrariar las consignas de la mano que da de comer a tanto perro faldero, llámese ong o asociación proderechos del ramo, que, insisto, medran y pasan de ser teóricos defensores de los derechos de la víctima a ser en la práctica una pieza más de esa partida amañada de ajedrez donde todo vale con tal de que el sistema educativo salga inmaculado e incluso fortalecido de ese esperpéntico juego terrorífico. Tétrica y paradójicamente los supuestos luchadores y comprometidos defensores de los acosados (generalmente menores), pasan a ser vulgares cómplices cobardes de ese macarra sistema educativo que aún a día de hoy niega que el acoso escolar campee a sus anchas por tantas y tantas aulas.

La noticia que sigue a continuación habla de una organización americana contra el acoso escolar que acaba de abrir sus puertas en nuestro país. Ojalá no se quede en una de las muchas “herramientas” nada prácticas que pululan en nuestro país enfandangado de publicidades engañosas y de meros escaparates, pero vacíos de prácticas puestas en marcha.

Por mi parte tacho lo que más abajo se afirma,

número de teléfono 112 para denunciar cualquier tipo de acoso o agresión  y diferentes formas de contacto para asociaciones como la fundación ANAR o Protégelos. (**)

pues en su día contacté con las referidas, teléfono 112, ANAR y Protégeles entre muchas otras supuestas organizaciones de ayuda, siendo el escandaloso resumen de esos contactos, una extensa denuncia no atendida por el 112 a pesar de la gravedad del asunto (acoso escolar hacia mi hija e institucional hacia mi) una patética y mísera respuesta estudiada de un interlocutor latino, al día siguiente al contactar con ANAR, y ser tratado como si yo fuese el culpable de los males de mi hija, comprobando que el corporativismo reinante entre instituciones era exacerbado y muy dañino (El propio 112 me había “invitado” la noche anterior a ponerme en contacto con esta asociación, por lo que pude comprobar in situ cómo “ayudan estas pseudo organizaciones pro-derechos del menor”).

Respecto de “Protégeles”, después de muchos contactos e incluso de un informe que les resultó incomodísimo facilitármelo, ya que constataba el pronunciado acoso escolar sufrido por mi hija en sus colegios, no tuvieron la talla ética ni profesional de llevar a cabo el deber que supuestamente les debería caracterizar. Sencillamente nos quedaron “tirados”.

Ojalá que esta web que se anuncia a continuación sea más limpia, ecológica y ética que las muchísimas a las que acudí pero que en modo alguno ayudaron. Somos demasiadas las víctimas que seguimos sintiéndonos desatendidas y humilladas por esa tiranía institucional que no pocas veces chantajea, presiona o “seduce” con prebendas diversas las barrigas llenas de tantos denominados “defensores, garantes o protectores de menores” para que estos callen, otorguen o sencillamente no se impliquen, cual repito vulgares testigos cobardes y silenciosos de actos y vivencias tan amargas como las que suelen verificarse en cualquier caso de acoso…

It Gets Better, la web que lucha contra el acoso escolar llega a España

David Valero (Fuente http://www.adslzone.net/)

It Gets Better, el portal web con origen estadounidense  que tiene como objetivo ayudar a los jóvenes que sufren acoso escolar o bullying, ha llegado por fin a España tras su exitoso paso por otros países. En esta página, los usuarios podrán encontrar mensajes y ayuda para superar cualquier situación de violencia en su entorno.

Con la presentación del portal It Gets Better en nuestro país, cualquier persona que lo desee puede buscar de forma anónima la asistencia y apoyo necesario para poder afrontar estas desagradables situaciones que se producen a edades cada vez más tempranas. En la web hay disponible un apartado dedicado a los testimonios de muchas personas que han pasado por situaciones similares. Los vídeos están alojados en el portal YouTube y se podrá tener un acceso a los mismos de forma fácil y cómoda desde It Gets Better, para poder ver a otros usuarios relatar experiencias y formas de superar el conocido como bullying o acoso escolar.

Según los responsables del proyecto It Gets Better, al menos el 43% de los jóvenes de edades situadas entre los 12 y los 25 años, que han sufrido este tipo de acosos ha pensado alguna vez en suicidarse y casi un 17% lo habría intentado llevar a cabo. Es por ello que esta web nació en Estados Unidos con el objetivo de mostrar la salida a este tipo de situaciones y por ahora los resultados han sido bastante satisfactorios, de hecho su expansión internacional ha llegado a países como Chile, Brasil, Paraguay, Puerto Rico, Australia, Suiza, Portugal, Italia o Austria.

Dentro de la web podremos navegar a través de distintas categorías, destacando especialmente aquella orientada a saber dónde y cómo buscar ayuda. En este apartado destacan tanto el número de teléfono 112 para denunciar cualquier tipo de acoso o agresión  y diferentes formas de contacto para asociaciones como la fundación ANAR o Protégelos. (**)

It-Gets-Better

Las redes sociales, utilizadas como arma para el acoso

Una de las lacras de la era moderna es la facilidad de esconderse bajo el anonimato que ofrece Internet para increpar y acosar a otros usuarios. Este concepto se lleva al extremo en las redes sociales donde día sí y día también se registran situaciones de acoso, ya no sólo hacia los jóvenes, si no a cualquiera que pueda pensar de forma diferente. Aunque las propias aplicaciones tratan de regular esto en base a condiciones internas de uso específicas, todavía se echa en falta una mayor implicación por parte de los Gobiernos para ayudar a paliar este tipo de conductas.

jueves, 23 de octubre de 2014

Contra el olvido

vagabundo tras la libertad

Manuel Rodríguez G.

Hace 4 años y medio que abrí el presente blog con un escrito de denuncia pública realizado un año antes. Aunque ha pasado demasiado tiempo y mucha gente ha visitado esta bitácora – hoy se han llegado a las 300.000 visitas – las cosas muy poco han cambiado. Si acaso que el muy grave caso que denuncio ha pasado a ser enterrado por el Sistema educativo extremeño en connivencia con bastantes “macarras y miserables” afines de otros estamentos extremeños, ampliamente descritos en

http://elcuadernodeguillermonoacoso.blogspot.com.es/

Ocultamiento de un muy grave caso de acoso escolar y luego vergonzosamente agravado en acoso institucional hacia mí y mi familia por denunciar graves hechos.

Han pasado muchos años y mi hija ha sido castigada al olvido. Castigada a estar en casa, sin ayuda alguna, sin esperanza de futuro, sin visos de una adolescencia/ juventud digna, sin ilusiones, sin compañía, sin nada, sólo el olvido del exilio obligado por tanto miserable y de esos altos cargos y políticos de turno que negando la evidencia han hecho que este caso poco conocido finalmente quieran enterrarlo definitivamente en el más lúgubre oscurantismo. Y es que un caso no conocido pasa a ser un caso inexistente.

No son pocas las veces que he pensado en cerrar este sitio; sin embargo cuando compruebo que hay demasiados personajes nada productivos que tienen la potestad chulesca de desautorizar derechos de mi hija; cuando observo que determinados apoyos que le son negados fluyen por esos mismos como favores a terceros y no como compensación ante desigualdades e incluso usados como sobornos psicológicos hacia nosotros; cuando soy consciente que el tráfico de influencias puede ser usado por esos siniestros contra mí; cuando constato que las leyes son caprichosas y usadas unilateralmente para que ellos puedan evadirla y a la vez esas mismas leyes en modo alguno me protejan contra ellos; cuando percibo que la honradez es sólo una lucha individual y devaluada, mientras la corrupción es premiada y recompensada por tanto trepa inepto…Cuando soy consciente de todo esto, es cuando reflexiono y me digo -debo seguir. No puedo consentir que mi hija sea condenada a tanta basura institucionalizada. Me niego a olvidar y a deponer mi dignidad y la de mi hija –

Lo contrario, me temo, sería darme por vencido ante tanto corrupto e inepto institucional. Con ello ayudaría a disfrazar y olvidar este grave caso de acoso institucional, donde la víctima principal, mi hija sigue penada. Lucho y lucharé por tanto contra el olvido y oscurantismo que sólo interesa a aquellos indeseables que intentan y buscan tapar con sus agresivos temores sus Síndromes de Diógenes institucionales; y es que cuando un caso se oculta o no se conoce sencillamente no existe…

Os invito a leer ese primer artículo expuesto en el nacimiento de este blog y, cómo no a curiosear en él

http://vagabundotraslalibertad.blogspot.com.es/2010/03/acoso-escolar-e-institucional-extremeno.html

lunes, 20 de octubre de 2014

El Síndrome del Espectador

 

…Hablando de acoso y silencios complacientes y consentidos: ¿De qué parte estáis?

“Si no levantas la mirada y haces algo, lo más probable es que padezcas el síndrome del espectador. El hecho que haya cientos delante de ti, no significa que necesariamente vayas por buen camino. Haz algo HOY mismo!”…

oveja negra

En Queens, NY, durante 1964, Kitty Genovese fue brutalmente golpeada y asesinada delante de 38 vecinos que la vieron luchar por su vida durante media hora. Ninguno intervino para ayudarla, a pesar que no dejó de ...pedir ayuda a gritos. Este informe derivó en una investigación que los científicos llamaron “El síndrome del espectador”.
El estudio reveló que si una persona es testigo de un crimen es probable que se involucre e intente ayudar a la víctima. Pero a medida que crece el número de testigos las posibilidades que ayuden, disminuyen drásticamente. “Cuando la gente está en un grupo, la responsabilidad de actuar se diluye”. Todos piensan que alguien mas va a llamar al 911 y por eso…nadie lo termina haciendo!!
La Biblia también habla de esta dinámica social cuando dice: “Todos nosotros nos descarriamos como ovejas”. No dice como “lobos”, sino como “ovejas” ¿Cómo se descarría una oveja? Se pasan la vida mirando el trasero de las otras ovejas, dando por sentado que hay un pastor enfrente del rebaño. El movimiento de mirar traseros de ovejas es hipnotizador. Es una extraña sensación de seguridad. Los puedes reconocer porque suelen comentar cosas como: “Debemos estar yendo por buen camino, mira la cantidad de traseros delante nuestro. ¡Tantos traseros de ovejas no pueden estar equivocados!”.

Si no levantas la mirada y haces algo, lo más probable es que padezcas el síndrome del espectador. El hecho que haya cientos delante de ti, no significa que necesariamente vayas por buen camino. Haz algo HOY mismo!

martes, 7 de octubre de 2014

La motivación, clave en el aprendizaje

Carmen Pellicer
La capacidad del cerebro para aprender es inimaginable. Las neuronas están cambiando constantemente y realizando millones, trillones de conexiones y circuitos por los que transcurre la información, pero no toda ella se convierte en conocimiento. ¿Que hace que el aprendizaje sea eficaz? El deseo de aprender es algo que se desarrolla a lo largo de toda la vida, y se mantiene aunque la forma en que se manifieste cambie con el tiempo.
Imagínate que quieres comprarte un coche. Vas viendo en los diferentes concesionarios hasta que te decides por un modelo deportivo que te encanta pero se pasa un poco de tu presupuesto. En las semanas siguientes que le andas dando vueltas a si puedes o no permitírtelo, ¡los ves por todas partes! ¡Nunca te habías dado cuenta de cuantos circulan por ahí! Y de repente aparecen por todas partes.
Cuando nuestra mente percibe que algo responde a nuestros deseos y necesidades, activa los mecanismos de la atención y la percepción con más intensidad. Cuando tenemos una razón, un motivo para aprender algo, aprendemos mejor. La motivación al aprendizaje es un elemento importante para que se produzca el aprendizaje, pero no el único.
Los niños aprenden cosas de forma natural y sin una clara conciencia de muchas cosas que van absorbiendo mientras maduran. Pero en la adolescencia el factor de la intencionalidad en el aprendizaje cobra una importancia extraordinaria. Pueden decidir no aprender, o simplemente dejar de aprender lo deseable y necesario para afrontar la vida. Por eso hablamos de la importancia que tienen la motivación y las actitudes hacia el aprendizaje.
Es clave que desarrollen un equilibrio entre:
  • Los intereses y las capacidades que tienen. Cuando se dan de forma espontánea, ¡estupendo! Pero a veces necesitamos buscar y abrir nuevos campos de experiencias donde puedan sentir que hacen las cosas bien, mejor que en otras, y destacan.
  • Las necesidades, que se centran en la necesidad de logro de lo que se proponen, la necesidad de apego afectivo, incluidos los adultos, y pertenencia y reconocimiento al grupo de iguales, y la necesidad de dominio, de liderar o ser protagonista, ganar o destacar en lo que hace.
  • Las actitudes, el estado emocional y los sentimientos. Si los niños disfrutan o se aburren, están satisfechos, o irritados o tristes. Todo influye, y no todas las actividades son divertidas o fáciles, pero si pueden afrontar el cansancio y la frustración, y disfrutar aprendiendo, manteniendo un concepto positivo de si mismos y sus capacidades, es más fáciles que alcancen sus metas.
  • Sus aspiraciones y expectativas, lo que tienen ‘en mente’, como decimos coloquialmente, y que está vinculado con las razones que tienen para aprender. Cuando estas razones tienen una fuente externa, como el deseo de la recompensa, la promesa de un premio, o sacar buenas notas, o el temor a sacarlas malas, lo llamamos motivación extrínseca.
Cuando las razones por las que se implican en una tarea de aprendizaje no tienen una recompensa inmediata o visible a corto plazo, cómo disfrutar de lo que hacen, o considerarlo valioso, le llamamos motivación intrínseca y probablemente es cuando los educadores nos sentimos satisfechos.
Fuente:
http://www.ceide-fsm.com/2013/02/la-motivacion-clave-en-el-aprendizaje/

jueves, 2 de octubre de 2014

Acoso escolar vs Medios de Comunicación: ¿Qué me cuentas “T con T”?

 

Manuel Rodríguez G.

t con t 2Ayer me llevé la desagradable sorpresa de que, desgraciadamente, el tiempo, la actitud e integridad personales se valoran muy poco o nada, cuando no se desprecian. Invitado insistentemente a un programa televisivo de ámbito nacional “T con T” de TVE1 y tras una grabación por la mañana, nada se emitió por la tarde.

Esa invitación en principio me pareció poco motivante, y así lo hice ver a la periodista que se puso en contacto conmigo, dadas mis experiencias pasadas en distintos medios de comunicación (consultar noticias relacionadas a pie de página ***): Fui censurado en Canal Extremadura en su día; me dejaron tirado en A3; otras engañado por ni siquiera tener la posibilidad de exponer el tema tratado a pesar de que se me prometió un tiempo prudencial en otras como “la Cuatro”; incluso tuve que aguantar algún comentario soez e impertinente de una tal Mariló Montero, de nuevo en TVE1, que lejos de informar y empatizar con las víctimas dudaba de mi papel como educador tras sacar a mi hija de los colegios presenciales, dado el proceso de acoso escolar sufrido y su cuadro ansioso depresivo, estrés postraumático e incluso autolisis involuntarias reactivas a sus graves vivencias en ellos.

Sin embargo, como antes expresaba, la insistencia de la periodista de “T con T”, unido a que mi hija, tras enterarse de mi conversación, me decía que asistiese al programa para que la realidad se conociese (Acoso escolar e institucional en el caso particular de mi familia) me llevaron a aceptar ser entrevistado por la mañana para supuestamente emitirse un resumen por la tarde e incluso ser llamado para participar telefónicamente en el directo.

Una entrevista imprevista, con apenas unas horas para argumentar adecuadamente lo que se expone supone prisas, pero también búsqueda de información que se me solicita, envío de documentación, recuerdos obligados de múltiples momentos vividos por mi hija en su calvario en las aulas, incluso dibujos, narraciones de hechos y audios que ponen a cualquier bien nacido los pelos de punta y constatan a la vez la impunidad, indecencia, cinismo y crueldad que a determinados pseudomaestros, policía política del régimen educativo y altos cargos institucionales extremeños les ha traído sin cuidado. Una ensalada entremezclada muy agriamente que me llevó a estar enviando documentos y referencias en la madrugada, el día anterior a esa cita periodística. Un gazpacho de prisas, evocaciones e incluso de desnudez de emociones ante esa invitación, que dieron lugar a un fastidioso y mal descanso nocturno. Un capítulo más de cómo actúan los denominados medios de comunicación, con el agravante en este caso incluso de ser una televisión pública. En cualquier caso un indicador del desprecio a la información y formación ciudadana – Se intentaba hablar del acoso escolar y todo lo referente a ello –

Por supuesto debía ser más goloso e importante el “share”, la audiencia de otros apartados, la cuantificación a costa de minusvalorar el terrorismo socio-escolar que constituye el acoso escolar. Poco supongo se valoraban los muchos intentos de suicidio en este país, las aberraciones del Sistema Educativo por inacción, deber de socorro o auxilio a las víctimas de acoso escolar e incluso ataques a las familias que indefensas y en último lugar son obligadas a denunciar. Ataques cínicos y miserables para disfrazar esta dura realidad en absurdos y falaces absentismos escolares, hipotéticos maltratos intrafamiliares o desprotección de las víctimas; no por el estamento educativo sino “parece ser” por la dejadez e incapacidad familiares.

Mientras, la Defensora del Profesorado, invitada en el programa, incómoda y extemporáneamente intentaba seducirnos “con notas escritas” sobre las reivindicaciones del profesorado y la necesidad de la autoridad de éste, intentando desviar la atención del tema: acoso escolar consentido y complaciente en multitud de casos hacia algunos profesores pero también y sobre todo a demasiados alumnos.

(Consúltese: EFECTO BOOMERANG, LA INSOPORTABLE LEVEDAD DEL SISTEMA EDUCATIVO )

Muchos hubiésemos querido recordarle a esa Defensora del Profesorado que la autoridad se gana, no se concede, que quien debe ostentar esa autoridad debe ser merecedora de ella y no medrar e incluso prevaricar en no pocos casos con su poder administrándolo discriminada e interesadamente según consignas de direcciones escolares canalizadas no infrecuentemente por inspección, cuando se niegan tan graves hechos (flaco favor por cierto al Magisterio y a los maestros comprometidos con sus alumnos). Hechos como el de Jokin, hace ahora 10 años; o más recientes como el de Carla Díaz Magniem, la chica que se tiró por los acantilados en Gijón con tan sólo 14 años; el de Sarai Mondragón que con 13 años se vio obligada a ahorcarse; el de Mónica Jaramillo que con 15 años y como las anteriores no pudo más…. esas y muchas otras, como la chica que presumiblemente también iba a participar en el programa pero, al igual que en mi caso y en el de otro muy conocido en los medios, no tuvo la oportunidad de manifestar sus graves vivencias pese a ser invitada: intentos obligados de suicidio y el ataque mísero institucional hacia la familia para desacreditar y ocultar este cáncer psicológico y cobarde.

Y es que en este santo país sigue siendo más interesante el show de algunas actualidades dudosamente provechosas o la receta de un cocinero que denunciar las secuelas e incluso suicidios inducidos de demasiadas víctimas; muchas de ellas, no lo olvidemos, en el mayor de los anonimatos por el temor a una política represiva y cercana a la “cosa nostra”.

Para finalizar, independientemente de posibles problemas de distribución o planificación temporal del programa en cuestión, me parece impresentable, la actitud de los responsables del programa en cuestión, al no haber tenido la talla ética y profesional de haber sacado ni una nota de disculpas a quienes tanto nos insistieron para salir a escena y finalmente ser ninguneados. Al menos yo no las he recibido a fecha de hoy. Gracias en cambio a Araceli, a la que muchos incondicionales nos atrevemos a tutear por esa excepcional talla humana y profesional que nos viene regalando, lejos por cierto de este mundo caprichoso y de mercadeo relacionado con los Medios de Comunicación. Su apellido, por evidente, sobra para quienes sufrimos este terrorismo consentido y complacido.

Os dejo con un vídeo donde se habla, como casi siempre, de un modo pasajero del acoso escolar, en forma de relleno para huecos entre programas “serios”. A pesar de la promesa telefónica que me hicieron para intervenir en el programa -dispondría de 12 o 13 minutos para exponer mi caso- y tras hacer unos 800 Kms. acompañado de un terrible dolor de muelas por cierto, sólo se me dio un escaso tercio. Ni siquiera un último minuto para resumir en breves líneas mis conclusiones. Era más importante sacar la receta del “maitre”…

He de decir que “tuve suerte”: se me pagaron 110 € tras una oferta inicial de 80 para gastos de gasolina en coche propio y taxi en Madrid. Para el bocadillo de regreso no llegó…

 

 

 

*** Noticias relacionadas:

http://vagabundotraslalibertad.blogspot.com.es/2010/03/censura-que-censura-bobadas.html

http://vagabundotraslalibertad.blogspot.com.es/2010/03/las-tijeras-de-la-censura-actual.html

http://vagabundotraslalibertad.blogspot.com.es/2010/03/caminante-no-hay-camino.html

domingo, 21 de septiembre de 2014

“Personalidad frágil” de víctimas de acoso escolar: Causa para archivar denuncias

 

Manuel Rodríguez G.

blogfondo

Leyendo la siguiente noticia es fácil comprender cuál es la dinámica, realidad y ninguneo de demasiados casos de acoso escolar, Según la noticia, a través de la propia Fiscalía, “El año pasado se registraron en ese territorio (Guipuzcoa) cinco denuncias por acoso escolar y

bullying a menores, cuatro menos que el año anterior”. Cinco gravísimas denuncias en toda una provincia frente a un 25% de casos que se calculan en estudios tan acreditados como el informe Cisneros de Araceli Oñate e Oñaki Piñuel. Desconozco la población que atiende esta fiscalía, pero presumo que si tenemos en cuenta el informe Cisneros, el aumento de este terrorismo socio-escolar y las denuncias realizadas, el indicador resultante es muy triste, lúgubre y desalentador: Cinco denuncias frente a nueve del año anterior. Todo un “record” porque a este paso, en un período muy breve de tiempo, habrá que darle la razón al Sistema Educativo que sistemáticamente ha negado que el acoso escolar existiese en nuestras aulas – lo mismo que se ha dicho en tantas y tantas sociedades implicadas.

Una cosa son los casos que se han tomado inicialmente en consideración tras las oportunas denuncias (5 casos) y otra muy diferente y bastante llamativa, los que por diversas causas no son contabilizados, desestimados e incluso archivados. Por supuesto no son mostrados.

Llama la atención cuando se dice ““El hecho de que no hubiese testigos directos de tales incidentes, unido a la personalidad frágil de ambas víctimas, aconsejó adoptar la resolución indicada” (es decir archivar la denuncia de esa chica que ha intentado suicidarse varias veces). Lamentable tirar a la basura somatizaciones y secuelas de las víctimas e incluso indirectamente utilizarlas contra ellas para manifestar la “frágil personalidad de la víctima”; es decir usarlas de chivo expiatorio para dar a entender que estas chicas son víctimas de si mismas, dadas sus “débiles personalidades”.

Si observamos las somatizaciones características de quienes han sufrido acoso escolar, como lo muestran cuestionarios tan prestigiosos y precisos con el AVE (Acoso y Violencia Escolar) de los mencionados expertos Oñate y Piñuel, podemos comprobar que todos esos indicadores reflejan el daño psicológico, demasiadas veces irreparables y miden las secuelas de las demasiadas víctimas de “personalidad débil”; tan débiles parece ser que no es extraño que muchas de ellas piensen en la única salida viable en ciertos momentos: el suicidio inducido. Por desgracia, no pocas lo intentarán. Algunas morirán.

AVE (Acoso y Violencia Escolar)

Índice global de acoso: Escala que mide la intensidad de la conducta de acoso y hostigamiento, mediante la frecuencia que la víctima señala que sucede.

Intensidad de acoso: Indicador de gravedad global que permite establecer la intensidad con que la víctima percibe la situación de acoso.

Dimensiones clínicas:

  • Hostigamiento: Conductas de acoso escolar consistentes en acoso psicológico, a través de desprecio, falta de respeto y consideración hacia la dignidad de la víctima.
  • Intimidación: Evalúa conductas de acoso escolar que busca amedrantar, apocar o desgastar emocionalmente a la víctima.
  • Integridad: Conductas conducentes a atemorizar mediante amenazas o extorsión contra la integridad física de la víctima o familiares.
  • Coacciones
  • Bloqueo social: Persiguen el aislamiento social o grupal por la marginación impuesta por esta conducta de marginación y bloqueo hacia la víctima.
  • Exclusión social: Busca excluir y marginar cualquier participación de la víctima a través del aislamiento social.
  • Manipulación social: Conductas dirigidas a distorsionar la imagen de la víctima y desacreditarlo socialmente.
  • Agresiones.

Daños clínicos:

  • Ansiedad: Valoración de diversa sintomatología, ligada al cuadro ansioso-depresivo de la víctima.
  • Estrés postraumático: Sensación de peligro inminente, inquietud, nerviosismo y ansiedad de tipo recurrente que da lugar a que algo terrible puede ocurrirle a la víctima.
  • Distimia: Perturbación del humor, manifestado en bajada del tono afectivo, tristeza, desesperanza y estado de ánimo depresivo.
  • Disminución de la autoestima.
  • Flashbacks o reexperimentación intrusiva.
  • Somatizaciones: Presencia de síntomas psicosomáticos en la víctima.
  • Autoimagen negativa: Visión personal deformada de la propia víctima, debida a la propia situación de acoso.
  • Autodesprecio: Se evalúan una actitud de desprecio y odio hacia si mismo, siendo un posible indicador de alerta ante posibles conductas autolíticas.

Ante expectativas como las que se leen no es difícil ponerse en el pellejo de estas víctimas. Víctimas no sólo de los acosadores, sino de quienes debiesen prestarles auxilio y por negligencias, desidia, incomodidad, exclusión y cinismo social miran a otro lado negando crueles realidades y desatendiendo ética y humanamente a estas víctimas. Y ahí entramos todos, obviamente unos más que otros…

Hablar de personalidades frágiles, particularmente, me rememora antiquísimas sociedades como la de Esparta, donde cualquier “defecto” del individuo se sentenciaba arrojándolo al Monte Taigeto. En nuestra “avanzada sociedad” parece válido el pretender hacer justicia, justificando que el maltrato recibido por las víctimas es consecuencia de sus diferencias (“debilidades”), sean estas genéticas o como consecuencia de un terrorismo denominado acoso escolar.

Independientemente de la personalidad de cada individuo, NADIE debe ni puede apoyarse en estas reflexiones espartanas. Sencillamente se está usando la justicia como un nuevo Monte Taigeto; en este caso institucional, donde el golpe nefasto y mortal de la caída será sustituido por la exclusión, desamparo y ostracismo radical y donde la única diferencia quizás sea que “al débil” (por naturaleza o por consecuencia) no se le empuje físicamente sino psicológicamente. Muy mal vamos, me temo…

 

Una menor víctima de acoso escolar intenta suicidarse tres veces

http://www.deia.com/

La Fiscalía de Gipuzkoa recoge que la niña era “vejada por su condición anoréxica”

Una menor donostiarra víctima de acoso escolar ha intentado quitarse la vida por tres veces, según recoge la memoria de la Fiscalía de Gipuzkoa. El año pasado se registraron en este territorio cinco denuncias por acoso escolar y bullying a menores, cuatro menos que el año anterior, aunque en uno de los casos una de las víctimas se intentó suicidar en tres ocasiones. Además, constan también 18 denuncias relacionadas con las redes sociales, la mayoría por insultos y amenazas a través de Tuenti o WhatsApp, de las que únicamente siete dieron lugar a la incoación de expedientes.

Una de las denuncias por acoso escolar afectaba a dos jóvenes, a las que “se vejaba por su condición anoréxica”, una de las cuales intentó suicidarse mediante la ingesta de pastillas la primera vez, y en otra ocasión, tras declarar ante la Fiscalía, trató de arrojarse al río desde un puente.

Las diligencias previas de este caso se archivaron “por no quedar suficientemente acreditados los hechos, aunque todo apuntaba a su existencia (insultos, amenazas y aislamiento en el ámbito escolar)”, señala el informe, que se ha conocido esta semana, y que hoy coincide con el décimo aniversario del suicidio de Jokin Zeberio en Hondarribia, víctima del acoso escolar.

“El hecho de que no hubiese testigos directos de tales incidentes, unido a la personalidad frágil de ambas víctimas, aconsejó adoptar la resolución indicada, dado que de haber habido juicio el resultado probatorio hubiese sido nulo en atención a los expuesto”, precisa.

Este mismo año, agrega la Fiscalía, ha entrado otro expediente en el que figura que la misma chica ha intentado suicidarse de nuevo mediante la ingesta de pastillas a causas de los insultos y amenazas de los que al parecer es objeto en las redes sociales por parte de otras jóvenes.

La Fiscalía menciona también otro caso de bullying, esta vez en el centro de menores Azpilikueta de la Diputación Foral, donde tres jóvenes obligaron a ingerir comida de perro a otro compañero de piso con “un grado importante de minusvalía”. La escena, en que se oía decir “tonto, niño de mierda, mira cómo come, voy a potar, qué vídeo más bueno para YouTube”, fue grabada con el teléfono móvil de uno de ellos y subida a esa plataforma de Internet.

Hay otro expediente relacionado con el caso de un chico al que otros jóvenes rompieron los frenos de la bicicleta y sufrió un accidente de “gran gravedad” que le mantuvo ingresado varios días en la UVI. Los hechos ocurrieron en junio de 2012, pero la causa sigue “viva” por “la tardanza del perjudicado en curar”.

De los siete expedientes incoados por insultos y amenazas en las redes sociales, el de “mayor relevancia”, destaca la Fiscalía, es el de un menor de 14 años que fue atado a un árbol, al que intentaron bajar los pantalones y grabaron un vídeo que fue difundido por WhatsApp.

Señala que “de similar gravedad” son unos hechos ocurridos en 2011, que cuando fueron denunciados ya habían prescrito, en los que una joven accedió al ordenador de otra y, tras descubrir sus claves, se apropió de tres fotos en las que estaba desnuda y las distribuyó a terceros por la cuenta de correo.

 

 

 

 

jueves, 11 de septiembre de 2014

A Lola: ¡92 años ya!

 

Manuel Rodríguez G.

Lola

11 de septiembre de 2014: 92 años ya Sonrisa. Felicidades Lola, a pesar de que tus enormes lagunas y tu escasa memoria no te permiten evocar tantos momentos vividos con tu esposo y tus siete hijos. Momentos intensos de mucho esfuerzo, tesón, angustias, lágrimas, enfados, preocupación, pero también sonrisas, emociones, dulzores, complicidad y alegría junto a Pepe, tu marido ya fallecido, hace casi 5 años.

Recuerdos que te los robó tu mente cansada por tantos años vividos; estos últimos disfrazados con el frío olvido, algunas pesadillas y muchas cómodas pastillas me temo.

Recuerdos que ya te impiden sopesar el mucho trabajo arduo y difícil de esa España que te tocó lidiar; llena de penurias, pobreza y hasta hambruna, pero imagino llena de ilusiones hasta tus apenas catorce años inquietos que se cortaron por una guerra atroz; esa que dividió demasiadas esperanzas; sueños y quimeras de gente sencilla y alegre como tú y él, Pepe; gente que sólo quería vivir en paz, aunque fuese celebrando el día a día con un cacho de pan, unas pocas viandas y muchas ganas de disfrutar de una principiante adolescencia de trece años o poco más. Una guerra que tiró de él, con apenas diecisiete años, sin ningún aviso, advertencia o elección posible; pues a menudo mandaba la zona donde estuvieseis ubicados y poco más. Eso o el tiro implacable de algún mando si advertía replicas, temores o contrariedades ante asustados, aún niños, soldados obligados a ser pistoleros, sin más y bajo la nula ideología de muchos de ellos.

Luego, tras esos tres años intensos de secuestro por el bando correspondiente, y con un par de heridas en su pierna (quién sabe si por las balas de algún amigo o familiar obligado tras las trincheras contrarias) llegó él, pero también el enorme hambre de la postguerra, el racionamiento y el volver a pensar en un futuro, ya muy incierto y me temo muy crudo. Pero teníais de vuestro lado la fuerza y la ilusión quimérica que dan los veinte años, a pesar de los tiempos lánguidos, involucionistas y estériles que siguieron y sufristeis a esa España que también perdió su lamentable apuesta en parte de la II “Gran Guerra”.

Luego vinieron los retoños, como bien mandaban las “deidades y la patria”: numerosos y escalonados; y aunque en estos tiempos que corren parece de locos, a siete pariste y a siete sacasteis adelante: tú y Pepe. Hambrientos años 40, complicadísimos años 50. Pero salisteis adelante con esa fortaleza interior que da el poder y el querer inmensos. Llegaron los 60 y con ellos un par de seiscientos, a cada cual más intensos. El segundo, aún siendo del mismo tamaño; o sea minúsculo, era capaz de dar cabida a buena parte de la familia que ya era definitivamente de siete pupilos allá por el verano del 64. Un espacio muy reducido pero que como vosotros dos: madre y padre, era capaz de contener y albergar muchos sueños, aspiraciones y casi utopías hoy día. Y hablamos de crisis en estos momentos. Aquello si que era contención y tesón. ¡Madre mía, lo que hicisteis, lo que habéis hecho por todos nosotros!

No es bueno olvidar; y aunque en tu caso los muchos recuerdos se han ido migrando demasiado deprisa estos dos últimos años, es justo recordarte, al menos unos pocos detalles de tu enorme deambular, de la huella que has ido dejando con el paso firme, provechoso y amable que has recorrido con todos nosotros.

11 de septiembre de 2014: 92 años ya. ¡Felicidades Lola, felicidades MAMÁ! Sonrisa

CAM00710

CAM00712

CAM00718

Publicación relacionada:

http://vagabundotraslalibertad.blogspot.com.es/2012/05/ti-que-eres-madre.html

domingo, 7 de septiembre de 2014

Un terrorismo denominado acoso escolar

Manuel Rodríguez G.

exiliados

Vergonzosa y sistemática realidad. Obligan bajo presiones y chantajes zafios a acudir a determinados guetos psicológicos, bajo la falsa fachada de “Escuelas” a quienes son hostigados por comisión de maltrato (por acosadores) y omisión de socorro (por Direcciones de demasiados centros escolares). Si la víctima se niega a acudir al campo de concentración psicológico, l@s  S.S. apoyando al centro en cuestión y siguiendo las directrices marcadas por la policía política (perdón, quise decir Inspección educativa) pondrán en marcha su enorme arsenal psicológico-propagandístico para fagocitar a la víctima y familia, a través del enorme poder que da la supuesta y “sacrosanta” protección del menor, en forma de presiones zafias consistentes en supuestas y cínicas denuncias por supuesto absentismo escolar, lo que dará píe a la posibilidad de la pérdida de la custodia de los padres hacia ese hijo víctima. La víctima y su entorno próximo familiar quedan así kafkianamente abocados a dos clases de acoso y derribo: El escolar y el socio-institucional.

La conclusión de esta cruda y lastimosa lección parece clara desgraciadamente: A callar y a “joderse”… y cómo diría el chiste, si llega el caso dicen los prácticos, los que no se andan con protocolos legales, que hay que tomarse la justicia por uno mismo, pero eso sí: “que no se note”. No vaya a ser que te llamen “Mafioso”. Triste, mísero pero real. ¿Por qué se niega tanto acoso y violencia escolar?. ¿No será que en realidad quienes debieran proteger y garantizar los derechos y libertades de esos menores nos están indicando a los demás, que en realidad hay que actuar por uno mismo pero sin que queden pruebas ?.

Me temo que se está sembrando la semilla de la violencia, se está regando y nutriendo a conciencia. Hay mucha incomodidad y miedo a erradicarla. Estamos siendo educados irremediablemente en esa cultura del miedo. Y lo peor es un proceso cotidiano asumido y aceptado ya, que pasa factura y que indica la sociedad hacia la que evolucionamos. Una sociedad fascista e involucionista, donde prima la fuerza a la razón, la represión a la justicia, la competitividad sin reglas a la cooperación grupal, la sumisión a la verdad…

- Me gustaría ver la mirada y el discurso de esos supuestos protectores institucionales ante la presencia de madres como la de Jokin, el joven que se tiró por el muro de Hondarribia, el primer caso conocido de suicidio inducido (aunque me temo no el primero)

http://bitacoraacosoescolarbullying.blogspot.com.es/2011/09/el-suicidio-de-jokin-in-memorian.html

- Me gustaría escuchar el argumento de esos responsables ante madres como la de Carla Díaz Magniem, la chica que se tiró por los acantilados en Gijón con tan sólo 14 años

http://bitacoraacosoescolarbullying.blogspot.com.es/2014/04/me-van-buscar-nadie-me-va-defender.html

- Me gustaría conocer la respuesta de estos personajes, cara a cara con la madre de Sarai Mondragón que con 13 años se vio obligada a ahorcarse

http://bitacoraacosoescolarbullying.blogspot.com.es/2014/03/bullying-un-cielo-lleno-de-angelitos.html

- Me gustaría  observar el rostro de quien debería explicar a la atónita madre de Mónica Jaramillo que con 15 años y como las anteriores no pudo más, por qué nadie hizo nada por esa joven …. esas y muchas más; víctimas todas ellas de una forma u otra obligadas a ir a un lugar donde lo de menos era el aprendizaje, socialización y cooperación, como tan repetidamente se nos cuenta, pero donde esa presión, violencia y chantaje por activa o pasiva indujeron al suicidio  a estas víctimas condenadas y empujadas a tomar la decisión más radical en sus breves y obligadas biografías rotas…

http://bitacoraacosoescolarbullying.blogspot.com.es/2013/10/acoso-escolar-justicia-o-incomodidad.html

http://bitacoraacosoescolarbullying.blogspot.com.es/2013/10/adolescente-se-suicida-tras-el-bullying.html

http://bitacoraacosoescolarbullying.blogspot.com.es/2011/12/breves-biografias-obligadas-y-rotas.html

 - Me gustaría saber qué pueden decir quienes se denominan garantes institucionales a esa madre de la siguiente noticia, cuando su hija aterrorizada le ruega que no la lleve a esa cárcel escuela…

 

bullying 0008

Miedo al acoso escolar

Una madre de Bailén asegura que su hija de 9 años es víctima de los compañeros y critica que Educación no le da alternativa

ABC  http://sevilla.abc.es/andalucia/andalucia.asp

¿Qué me pasará en el colegio? ¿Qué me harán hoy? Vivir aterrorizado con la idea de asistir a la escuela es algo por lo que no debería pasar ningún niño. Tampoco ningún padre debería ver sufrir a uno de sus hijos por algo que tendría que ser evitable: el acoso entre escolares. Esta situación es la que afirma estar viviendo una madre de Bailén (Jaén) con su hija de 9 años, alumna del Colegio de Educación Primaria General Castaños. Su principal interés a día de hoy es evitar a toda costa que la pequeña comience el curso en el mismo colegio, pero asegura que la la Delegación de Educación le ha dicho que «no hay plazas en ningún otro».

Tener verdadero miedo a ir al colegio, padecer síntomas psicosomáticos, sufrir un bajón en el rendimiento escolar, volverse irritable o dejar de ser invitado a los cumpleaños son síntomas de que un menor está siendo objeto de acoso. La pequeña —siempre bajo el testimonio de su madre— los tiene y, lo que es peor, acumula cuatro partes por lesiones del curso pasado. «Antes era una niña feliz, sacaba buenas notas y tenía muchos amigos», comenta María José, la madre. Ahora, «me pide: protégeme, no quiero volver a ese colegio».

Los partes son del Hospital San Agustín de Linares y del Centro de Salud de Bailén, a los que se suman otras tantas visitas a urgencias por distintos traumatismos y dificultad para respirar. «Fue en el hospital donde me dijeron que no era normal que le pasase todo aquello en el colegio, porque ella al principio no contaba nada», recuerda.

La confirmación y los detalles los tuvo después, cuando comenzó a llevar a su hija al psicólogo y supo, por ejemplo, cómo algunos compañeros la habían tirado al suelo para después propinarle patadas y arrastrarla, la habían forzado a comer cosas del suelo o que era práctica habitual burlarse de ella y de su familia. Y aunque tiene claro quién o quiénes fueron los agresores, al tratarse de menores, no quiere pronunciarse.

Los partes por lesiones remitidos por los médicos al Juzgado de Guardia y una denuncia realizada por María José ante la Guardia Civil no tuvieron el apoyo que ella esperaba entre los responsables del General Castaños, que remitieron informes con su visión sobre lo sucedido al Juzgado Mixto 5 de Linares, quien consideró que «no aparece debidamente justificada la perpetración de delito» y decretó el sobreseimiento provisional.

 

miércoles, 27 de agosto de 2014

¿Hasta cuándo?… otro caso más: El destierro del acosado

 

Cronologia

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Manuel Rodríguez G.

No puedo negar que cada vez que leo noticias como la que abajo reproduzco, aparece en mí una ansiedad manifiesta y a la vez rebelde, tras saber que demasiados miserables campean a sus anchas, mientras una niña, sigue sola y perdida en su ya triste adolescencia. Vienen a mi memoria experiencias análogas a las que ahí se cuentan, dado que mi hija es un claro ejemplo de víctima ligada a ese terrorismo psicológico, denominado acoso escolar.

Otro caso más y de nuevo la impunidad hace mella en el entorno de la víctima. Y es que la idea que queda es que la violencia es rentable. Solicitud de 80 horas de trabajo para la comunidad ante una posible condena contra los años que el chaval sufrió acoso escolar.

Resolución: Negación del problema por parte del colegio y exilio de la víctima a otro Centro. Y nada más. Esa, desgraciadamente es la postura enraizada del Sistema Educativo y de las Instituciones medradas o complacientes que lo consienten.

Con esa cínica actitud se está macerando demasiada tensión, falta de credibilidad hacia las Instituciones implicadas y un amargo regusto de planteamientos ligados a la toma de decisiones para administrar la justicia por uno mismo; es decir, el mensaje que se está dando a muchos jóvenes es que la denominada Justicia no existe o al menos, ésta es demasiado permeable con los agresores. Por tanto se está acrecentando el aprendizaje inconsciente del “ojo por ojo, diente por diente”, sólo que quien ha sido humillado y hostigado tan cruelmente durante ese dilatado tiempo (incluso con posibilidad de sufrir cuadros ansioso-depresivos y estrés postraumáticos), puede llegar a tener una visión muy radical de ese “ajuste de cuentas personalizado”:

Consigo mismo, sintiéndose desterrado de todos y de todo y “quitándose de en medio”; es decir suicidándose como única salida a su sufrimiento en silencio y la inacción socio-escolar de demasiados actores implicados…

O, por el contrario, vaciando su ira contenida, su dolor y su agresividad almacenada por tanta violencia recibida, de quienes le llevaron a ese túnel oscuro y  desesperado. En el peor de los casos, un mal día, se hablará de  que un loco armado indiscriminadamente “segó” la vida de unos cuantos estudiantes… entre los que quizás estuviesen no sólo algunos de sus agresores, sino incluso algunos testigos cómplices.

Las autoridades seguramente aducirán, en uno u otro caso, una posible enfermedad mental del individuo; sólo que llegado el caso, quizás les incomode confirmar que ante todo fue víctima de ese cáncer silencioso y cobarde, por consentimiento y complicidad de quienes nada hicieron para remediar tan tristes y duras vivencias.

En cualquier caso, habrá ganado la violencia, por omisión o comisión, pero habrá ganado. Es, sin duda alguna, el mensaje que está calando y calará en buena parte de la sociedad Triste¿A quién se lo debemos?

 

El martirio de un estudiante acosado

http://sociedad.elpais.com/

Un menor relata en un sumario judicial las  humillaciones y agresiones a las que le sometió un grupo de compañeros de clase durante tres años tres años

(Foto: Fachada del colegio Santo Ángel de Sevilla. / Paco Puentes)

José Antonio Hernández

La escena de la puerta del colegio —su hijo de 15 años abrazado a su hermana, de tres, con “ojos llorosos y mirada perdida”— estremeció a la madre. Intuyó al instante que estaba ante un nuevo episodio del “grupito de siempre” contra su hijo. El que hacía años que venía amargándole la vida. Era 31 de marzo de 2011 y A. (todos los protagonistas de este reportaje son menores de edad) confesó a la madre que tenía miedo por si le pegaban los del “grupito”. Ese día fue el último que acudió al colegio Santo Ángel de la Guarda, de Sevilla. Desde entonces, las comunicaciones entre el colegio y la familia se desarrollaron vía burofax. Los padres acusaron al colegio “de no hacer nada para evitar el martirio” vivido, y más tarde lo detallaron ante la fiscal de Menores, que abrió un proceso por un delito contra la integridad moral.

Un juez de menores de Sevilla absolvió a los expedientados por falta de pruebas

El juicio duró cuatro días. El fiscal pidió 80 horas de trabajo en beneficio de la comunidad para cinco alumnos y nueve meses de libertad vigilada para uno de ellos. El juez les absolvió porque algunos hechos estaban prescritos y de otros no había pruebas. Aun así, la sentencia deja abierta la vía civil por si los padres quieran exigir una indemnización por los daños causados a su hijo.

Según el sumario judicial, los primeros problemas empezaron en 2009. Al chico le molestaba que le pusieran motes alusivos a su cabeza. Los motes iban acompañados de aislamiento e insultos: “Cabezón, champiñón...”.

Un día, en clase de informática, uno del “grupito” convenció a otro para que dibujase un champiñón con un cigarro en forma de cabeza. Ajeno a la treta, el profesor incluyó el dibujo como portada en todos los monitores, conectados en red. Al abrirse las pantallas, las risas de la clase sembraron de lágrimas los ojos de A. “Sentí vergüenza y agaché la cabeza”, contó A. después a la policía. El profesor quitó la imagen y le pidió perdón. Dibujos parecidos aparecían algunas mañanas en la pizarra. Para A. el colegio se convirtió en un suplicio. Su rendimiento cayó estrepitosamente: “¿Qué me pasará hoy? ¿Qué me harán? ¡Y nadie hace nada...!”. El menor intentó quitarse la vida.

Algunos alumnos tenían la costumbre de tirarse bolígrafos unos a otros en los cambios de profesor. A. perdió muchos. Los del “grupito” se los quitaban del estuche y no se los devolvían. Sus escasos amigos también habían sufrido en ocasiones las arbitrariedades de estos líderes de la clase.

El fiscal pidió 80 horas de trabajos comunitarios para los cinco implicados

A. comenzó a acudir a este colegio concertado con cuatro años. Sus problemas empezaron cuando, en sexto de primaria, vio a un alumno que hasta entonces creía amigo, romperle la cremallera de la cartera. Lo comentó a sus padres y estos a los del otro (cuya inicial es B.). B. nunca se lo perdonó. Durante la ESO, comenzó “a difamarle”. “Es un chivato”, expandía en el aula. Luego llegaron los motes, y el aislamiento.

A. no entendía por qué siempre era él la diana del grupo. Lo pasó muy mal el día en que uno de ellos le convirtió en objetivo de un violento juego escolar que ellos llamaban chante. Ese juego les sirvió para propinarle “15 puñetazos normales y tres muy fuertes”. Aprovechando que un alumno estaba distraído, otro amagaba con darle un golpe. Si en un acto reflejo la víctima se apartaba, el que había hecho el amago buscaba la mano de los alumnos que hubiesen presenciado la acción; por cada uno que se la estrechase, este se consideraba autorizado para darle un puñetazo en su nombre. 26 alumnos estrecharon la mano. Cuando su madre le vio por la noche el moratón, A. mintió diciendo que se lo había hecho en baloncesto.

Otro de los alumnos que le hacían “la vida imposible”, era un repetidor de curso con problemas con la Fiscalía de Menores. A. le tenía pánico. Según la fiscalía, un día le robó un móvil de 400 euros. El chico pidió que se lo devolvieran pero solo recibió como respuesta “rostros de risa”.

Poco después, otro alumno llamado M., el que más solía humillarle con los motes y su verdugo en el juego del chante, interrumpió un día una clase y exigió que apareciese su teléfono. No lo tenía en su mochila. Él y sus amigos dieron por hecho que había sido A. Le miraron la cartera y, al ver que no estaba allí, le pidieron que se subiera los pantalones por si lo llevaba en los calcetines, y luego que se los bajara por si lo guardaba en los calzoncillos, delante de toda la clase. A. mostró los calcetines y salió corriendo del aula. El teléfono estaba escondido en un árbol, según confesó el menor a un amigo. “Quiero que se dé cuenta de lo mal que se pasa. Pero se lo devolveré dentro de unos días”, se sinceró. Su amigo se comprometió a devolverlo por él sin delatarle. Aun así, trascendió su autoría y los problemas con el grupo arreciaron. Insultos, empujones, mofas constantes... Varias veces acudió A. a la orientadora del colegio para expresarle su malestar por las vejaciones. La orientadora, según el sumario, habló con quienes le insultaban y les dijo que debían acabar con su acoso.

No solo le insultaban: también llegaron a ponerle de escudo de fechorías de otros. En una ocasión el grupo le acusó de ser uno de los alumnos que había escupido a través de una ventana unos padres que visitaban el centro. A. temió que si no lo admitía le pegasen a la salida de clase, y se confesó autor. “Me dolió mucho”, contó el menor al fiscal. La misma impotencia que sintió el día en que otro miembro del grupo, lanzó un borrador en clase y destrozó un castillo en el que el menor estuvo trabajando durante la Semana Santa para entregarlo al profesor de manualidades. Este le exigió que pidiera disculpas. Y lo hizo, pero “riéndose”.

Cuando todo estalló el 31 de marzo de 2011, los padres de A. empezaron a explicarse la tristeza que solía traer a casa el menor, y por qué un adolescente que sacaba buenas notas de pronto suspendía la mitad de las asignaturas. Se activó el protocolo de acoso, pidió el cambio de centro y ahora hace una vida normal en un nuevo centro.

Los padres denunciaron al colegio como responsable subsidiario. La versión que dieron los responsables del Santo Ángel de la Guarda es que no supieron del acoso hasta mayo de 2011, y que dieron una “respuesta inmediata y proporcionada” a todos los hechos (los motes, el robo del móvil...). Los padres de A. han logrado que la Junta de Andalucía traslade a su hija pequeña al mismo colegio que su hermano. Huyen de la imagen que se encontró la madre aquel 31 de marzo a las puertas del colegio

viernes, 15 de agosto de 2014

¿Becas y ayudas para el alumnado con TDAH?

Manuel Rodríguez

 becas NEE2

Como cada año, una vez más se publican y ofertan becas para Alumnado con Necesidades Educativas Específicas. Como cada año las solicitaré. Como cada año me la denegarán, aunque las causas serán distintas pero, cómo no: me la denegarán, a pesar de que detrás de estas negativas, tengo claro, están los “efectos colaterales” de mis escritos de denuncia.

El curso pasado, el Sacrosanto Sistema Educativo, se basaba en que mi hija se había matriculado fuera de plazo, lo cual era falso y demostrable. Este año la supuesta causa ha venido a ser que mi hija no asistía a un colegio “especial” y, por otro lado, se acogían a que como nos habían concedido 260 € para ayudas de material de Bachillerato, lo hacía incompatible con la supuesta ayuda para psicoterapia que estos niños necesitan.

De nada han valido mis argumentos, aportando bastantes informes, donde declaro que mi hija, como la inmensa mayoría no está escolarizada en un colegio “especial” (granjerización) sino en uno a distancia, a través del MECD. Opción no elegida por ella, sino obligada por las graves vivencias de sus tres colegios presenciales anteriores y la ineptitud de todo un Sistema Educativo para aportarle los apoyos y protección que la estudiante necesita. Opción educativa fundamentalmente dirigida a causas excepcionales …. y donde oficialmente el acoso escolar no ha existido. Modalidad educativa obligada, tanto que ni siquiera mi hija ha tenido la opción de escoger la rama de Arte, la que le hubiese gustado. Por supuesto tampoco nada de “Atención a la Diversidad”.

 Dirigido a...

Personas que estén en posesión del título de Graduado en Educación Secundaria o acrediten otros estudios equivalentes, y que se encuentren en algunos de los siguientes casos:

  • ser de nacionalidad española y residir temporal o habitualmente en el extranjero;

  • residir en el extranjero sin ser de nacionalidad española y haber cursado previamente estudios reglados españoles;

residentes en España en cuya Comunidad no exista la modalidad de Bachillerato que deseen cursar o en los que concurra alguna causa excepcional que lo justifique (ej: variar con frecuencia de lugar de residencia por pertenecer a familias de vida itinerante, o dedicarse a actividades especiales: danza, música, deporte...)

 

En definitiva, una vez más el Sistema Educativo, liderado por el correspondiente a mi Comunidad Autónoma, Extremadura, ha conseguido su fin: abortar esa ayuda necesaria. Y ya son demasiados años. Tantos como los que llevo solicitándolas desde que a mi hija se le diagnosticó y corroboró su Trastorno por Déficit Atencional, allá por el curso 2007. Demasiados años como para prever personalmente que desde hace demasiado tiempo que estas decisiones son motivadas por mi insumisión y denuncia de los graves hechos ocurridos a mi hija en su paso por las aulas presenciales de sus tres antiguos colegios y el disfraz y polución de esta lamentable y dilatada vergüenza institucional.

A esta sistemática discriminación,  al menos yo, lo denomino represión y uso interesado de bienes públicos por cargos institucionales. Me temo que, desde mi punto de vista es gravísimo porque ya no sólo margina y discrimina sistemáticamente a una menor con una discapacidad reconocida (y por ende a su familia) sino que además mi impresión es que se hace uso indebido de esas ayudas públicas, cual si se tratasen de vulgares dádivas graciables por quienes tienen la potestad de firmar una denegación y unos recursos públicos, no privados aunque el modus operandi a veces muestre lo contrario. Muy grave, me temo, pero nada excepcional en esta España nuestra de pandereta virtual y bastante diversificada respecto al uso de interesadas varas de medir respecto a una Justicia dubitativa y a veces demasiado complaciente con el entramado institucional. Así nos va.

Como diría Blas de Otero: “me queda la palabra”… Y con ella la dignidad.

 

Escritos relacionados:

 

 

 

Abierto el plazo de becas y ayudas para el alumnado con TDA/H

La Secretaría de Estado de Educación, Formación Profesional y Universidades ha convocado las ayudas para el alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo, incluyendo al afectado por el TDAH, para el curso académico 2014-2015, que pueden solicitarse hasta el próximo 30 de septiembre.

Publicadas el sábado 12 de julio en el Boletín Oficial del Estado (BOE), estas ayudas van dirigidas a alumnos afectados por el TDAH (Trastorno por Déficit de Atención con o sin Hiperactividad) que requieran, por un período de su escolarización o a lo largo de toda ella, determinados apoyos y atenciones educativas específicas derivadas de discapacidad o trastornos graves de conducta.
También recoge esta convocatoria los subsidios por necesidades educativas especiales derivadas de discapacidad o trastorno grave de conducta para familias numerosas y otras para programas específicos complementarios a estudios reglados de enseñanza en niveles obligatorios y postobligatorios.

Los destinatarios son los alumnos escolarizados en centros educativos españoles, que acrediten la necesidad específica de recibir apoyo educativo y reúnan los requisitos establecidos.

Los requisitos generales son acreditar la necesidad específica de apoyo educativo, de acuerdo con lo requerido en las bases de la convocatoria para distintas situaciones y tipos de ayuda a conceder y económicos.

La cuantía a conceder para estas ayudas tendrá distintos componentes, en función de los requisitos y circunstancias del solicitante.

Plazo de presentación: Hasta el 30 de septiembre de 2014

BOE Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. Becas y ayudas para alumnado con necesidad específica de apoyo educativo para el curso académico 2014_2015 (243 KB)

jueves, 14 de agosto de 2014

Reflexiones ante las vivencias de una madre por la incomprensión y dejadez del Sistema educativo

 

Manuel Rodríguez G.

dolor
Como leo a menudo en demasiados foros y relacionados, reproduzco las vivencias de una de las muchas madres y algún que otro padre,  ante la situación de ninguneo, desidia, dejadez, falta de competencia y actitud de demasiados colegios hacia niños con problemas diversos; en este caso de una niña inatenta, quizás con Tiempo Cognitivo Lento (TCL o SCT ). Reflexiones amargas, agotadoras, impotentes y faltas de respuestas por quienes se deben ética, humana y profesionalmente a este grupo de alumnado: Todo un Sistema Educativo incoherente y carnavalero, por aquello de disfrazar muy a menudo con falsas caretas la denominada y a menudo inexistente Atención a la Diversidad de la que tanto presumen pero escasamente verifican. Las supuestas Necesidades Educativas Específicas que este grupo de alumnado necesitan, brillan por su ausencia y Normas teóricamente garantistas, protectoras, inclusivas e igualitarias como se proclaman en la envejecida LOE e incluso en la próxima LOMCE, se violan y coartarán en la práctica, como casi sistemáticamente viene ocurriendo en toda la geografía española.
Mientras tanto seguirán las campañas orquestadas en pro del TDA/H, su difusión y dudoso conocimiento, a nivel escolar, sanitario y social. Se alabarán los logros conseguidos, las conquistas y derechos inherentes… sólo que esas medallas quedarán en manos de unos pocos elegidos, mientras demasiados afectados y familias implicadas seguiremos impotentes, incrédulos, ninguneados, desasistidos y apenas auxiliadas por lo que publicitan bastantes organizaciones que se autoproclaman defensoras y de apoyo en pro de este colectivo. Tan solo unas pocas se salvarán.  ¡Así nos va! Triste

 

S.J

Soy madre de una niña de 12 años con TDA ( Trastorno por Déficit de Atención sin Hiperactividad). Fue diagnosticada en verano del año pasado. Ahora mismo cursa 1º de la ESO, y está siendo un calvario. Os cuento:

Entregamos los informes psiquiátricos a su tutor para que iniciara el protocolo educativo pertinente. Nunca quisimos que a mi hija se le modificara el contenido curricular, ni recibiera clases de apoyo. Ella recibe todas sus clases como un niño "normal" y yo me encargaría de buscarle por la tarde profesores particulares que son combinadas conmigo, las tardes que libro del trabajo. Lo único le pedimos al tutor fue que, por favor, la sentara en solitario y que mediante contacto físico, sin interrumpir la clase, le tocara el hombro, chascara los dedos.. para centrar su atención.

La tarea es increíblemente exagerada, puedo estar sentada desde las tres de la tarde hasta la una de la mañana, descansa los ratitos pertinentes pero, aunque está con tratamiento médico, tarda muchísimo en hacerla o retenerlo. Aparte de tarea escrita, hay tarea por ordenador, realización de tests... que cuelgan en días festivos o tarde y si no los ha realizado los retiran o te penaliza quitando puntos de la nota. Según pasaban los meses e íbamos hablando con profesores nos íbamos dando cuenta de que ninguno sabía del trastorno de mi hija, y en esta segunda evaluación ya no aguantamos más. Suspendió tres asignaturas, lengua, mates y naturales. No porque haya suspendido, mates y lengua sabíamos que no lo entendía pero en naturales la suspendieron con una media de 7. ¿Por qué? según su tutor, por su comportamiento, que se distraía mucho y no interactuaba y protestaba con mucha facilidad. La mesa de mi hija estaba alejada, atrás y lejos de la pizarra y con otro niño, con lo cual su distracción estaba asegurada. Mi pregunta fue por qué estaba sentada en ese sitio, a lo cual me dijo que “él no la había sentado ahí, que cada profesor tenía su estructura de aula”. Fuimos a protestar a dirección, y no estaban enterados de nada de lo de mi hija, ni profesores, ni nadie. El tutor no había dicho nada y había perdido los informes psiquiátricos. Pusimos el grito en el cielo. He tenido que llevar información sobre el TDA y las pautas de cómo actuar en el aula para trabajar con ellos, pues ni el equipo psicopedagógico del instituto fue capaz de hacerlo.

Mi decepción es enorme, me duele muchísimo el ver el sacrificio de mi hija, el trabajo que ha tenido desde que empezó este curso para que la suspendan estando aprobada por comportamiento, decepcionada por el mal actuar del tutor, decepcionado porque han criticado que suspendiera y no han valorado que ha subido notas en las demás.. ¿ es normal tanta tarea? ¿es normal que sea por ordenador y con un tiempo determinado para hacerla? No lo entiendo, mi hija está ahora desmotivada, me cuesta mucho más sentarla a estudiar y veo que todo el trabajo que he realizado con ella lo han tirado por tierra.

Se ha producido un error en este gadget.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Te invito a entrar en un nuevo blog (Pincha y accede)

Te invito a entrar en un nuevo blog (Pincha y accede)
El cuaderno de Guillermo NO, gracias (Acoso escolar e institucional extremeño)

Horario mundial